ENTREVISTA EN LA CÁMARA: Especial 38 Congreso del PSOE, Jaume d´Urgell

Mañana comienza el 38 Congreso del Partido Socialista Obrero Español y hoy nos acompaña en La Cámara el político del PSOE, Jaume d´Urgell. Nacido en Barcelona, Jaume d´Urgell ha tenido una amplia y conocida actividad política, es un firme defensor de los derechos humanos y busca de forma activa la promulgación de la república. Hablamos con él del Congreso socialista, de las funciones de este partido en la oposición, del Concordato con el Vaticano, de los derechos recortados en España, de cultura y de la tregua de ETA.

 “Las líneas rojas están muy claras: velar por la defensa de las garantías constitucionales y de la letra y el espíritu de la Declaración Universal de los Derechos Humanos como pilares de la convivencia de nuestra sociedad”.


¿Cuál cree que  debe ser la prioridad ahora de los políticos? 

Como refleja nuestro texto constitucional, los partidos políticos no solo están para gestionar las instituciones del Estado en función de la representación electoral de la voluntad de la ciudadanía, sino que su función es también la de ayudar a crear la opinión pública. No es posible desear lo que no se conoce, y especialmente en este momento y —en este lugar— es preciso hacer mucha pedagogía democrática. Nuestra prioridad ahora es escuchar con respeto y aprender y enseñar con humildad, para recuperar espacios de decisión pública que se nos han ido restando, ya no por las armas, sino a través de decisiones macroeconómicas que por momentos parecen insuperables, pero que nunca pueden estar por encima de la capacidad decisoria de la soberanía nacional —que reside en el pueblo— y el interés público.

¿Qué papel debe tener el PSOE desde la oposición? 

En esta nueva etapa, el PSOE debe asumir su función de oposición: debemos fiscalizar la acción del Ejecutivo, impedir excesos y asegurar el normal funcionamiento de las instituciones públicas. Esta responsabilidad, que ya de por sí es muy importante y que no solo compete al principal partido de la oposición, cobra un valor especial cuando el grupo parlamentario que apoya al gobierno desde el legislativo dispone de una mayoría absoluta que le permite afrontar la legislatura con una relativa comodidad y autonomía  —como es el caso—. Será preciso llevar a cabo una oposición leal al país y constructiva en cuanto a propuestas políticas, pero férrea y exhaustiva en lo tocante al control del Ejecutivo. Haremos la oposición que España necesita y que el Partido Popular no supo o no quiso hacer.

Parece necesario marcar líneas rojas que no se puedan violar por el Gobierno del PP ¿Qué líneas rojas marcaría?

Las líneas rojas están muy claras y vienen determinadas por el respeto a las libertades públicas y garantías constitucionales que disponen de amparo constitucional, así como en la letra y el espíritu de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, pilares en los que se fundamenta el Estado del Bienestar, social, de derecho, constitucional y democrático por el que convive nuestra sociedad. En esencia: no podemos renunciar a los derechos adquiridos por la ciudadanía española, largamente deseados y que gozan de plena consolidación, como el derecho de reunión y asociación, la libertad de prensa y expresión, libertad sindical, de cátedra, de empresa, de dignidad de la persona, del secreto de comunicaciones, de la inviolabilidad del domicilio, del subsidio en caso de desempleo, de huelga, de negociación colectiva, de pensiones y jubilaciones, de una Educación y una Sanidad Pública universal, gratuita (incluida en los impuestos) y de calidad, etc. Si los calendarios solo van hacia adelante, nuestra sociedad no debería ir hacia atrás: no podemos retroceder en derechos.

¿Qué derechos cree que puede atacar el Partido Popular? 

Según se desprende de su programa electoral, cabe suponer que el Partido Popular atacará en primer lugar las leyes que hicieron posible la creación de la asignatura de Educación para la Ciudadanía, la legislación de Igualdad, los programas de prevención para luchar contra el VIH / SIDA, los derechos relacionados con el matrimonio entre personas del mismo sexo, la legislación migratoria y de extranjería, las políticas de preservación del patrimonio cultural de España (exceptuando el de lengua castellana), la legislación sobre Memoria Histórica, las leyes sobre Salud Sexual y Reproductiva e interrupción voluntaria del embarazo, etc.

¿Cree que va a haber un desinterés por la cultura en este Gobierno? 

Sin duda, la eclosión de una verdadera Cultura libre, siempre ha sido uno de los principales temores de la derecha. Espero una brusca reducción del presupuesto destinado al sostenimiento de las bibliotecas públicas e instituciones culturales, e incluso quizá la supresión de las ayudas públicas a la producción cinematográfica y audio-visual, más allá de los sectores más próximos al propio Partido Popular, o que resulten útiles para sus políticas de centralismo gubernativo y privatización de la iniciativa pública en materia de promoción artística y cultural. Eso, por no hablar de la legislación sobre control de telecomunicaciones. Quienes protestaban por la mal llamada 'Ley Sinde', descubrirán ahora qué cosas venía votando el Partido Popular en el Parlamento Europeo.

Si finalmente las medidas son un recorte muy grande de derechos ¿Se deberían impulsar acciones desde la calle? 

Allí donde existe una injusticia, prende la espita de la indignación. No me cabe la menor duda de que habrá protestas, ni de que éstas serán siempre pacíficas. El Movimiento 15-M, iniciativas asamblearias como Democracia Real Ya, movimientos como los de Okupación y/o Coordinadoras Antifascistas han hecho gala de un altísimo nivel de responsabilidad y aguante. Es de reseñar su apuesta por la no-violencia, incluso cuando fueron el blanco de todo tipo de ataques por parte de la ultra-derecha e injustamente criminalizados por los grandes medios de comunicación. Pero por desgracia, estoy seguro de que en los próximos meses asistiremos a episodios de represión que nos transportarán a otras épocas y otros lugares. Se avecinan años calentitos, y la represión es la marca de la casa de la derecha española, francesa, italiana, británica, argentina y mundial. 

Recientemente ha surgido una polémica por diferentes declaraciones hechas desde la Iglesia sobre los homosexuales y las mujeres. ¿Están estas opiniones dentro del respeto necesario en un sistema democrático? 

Es lo que hay: hoy es el prelado de Tarragona; ayer fue el Sumo Pontífice; anteayer el de Málaga... con el tiempo, uno se acostumbra a deslindar las opiniones personales de algunos miembros de la jerarquía eclesiástica, de las ideas que realmente conforman el sentir general de la feligresía. En cualquier caso, mi posición es de máximo respeto hacia los sentimientos religiosos y no-religiosos de todo el mundo, y asimismo: exigencia de respeto hacia las leyes del Estado de Derecho, también para absolutamente todo el mundo, con independencia de cómo ejerza su libertad de conciencia en el ámbito de su intimidad personal. Tal como yo lo veo: quienes se erigen en garantes de la moral pública, deben evitar incurrir en todo tipo de discurso de odio, ya sea contra la mujer, contra las instituciones públicas o contra minorías étnicas, sexuales o lingüísticas de toda condición. A todas y todos, ante todo: ¡Respeto!

¿Debería romperse el Concordato con el Vaticano o modificar alguno de los acuerdos que lo componen? 

Desde mi opinión personal: el Estado de la Ciudad del Vaticano no debería gozar reconocimiento como Alta Parte en la Comunidad Internacional: no ha ratificado la Carta de las Naciones Unidas, ni la Declaración Universal de los Derechos Humanos, ni buena parte de la legislación común en materia de Derechos y Libertades Públicas, lucha contra el terrorismo, blanqueo de capitales, etc. Su estructura es totalmente antidemocrática, estamos en presencia de una sociedad que relega a la mujer a un papel testimonial, sin una población civil realmente estándar... comprenda que desde tal perspectiva, no veo lógico el sostenimiento de un pacto bilateral entre nuestra nación y otra que —en conciencia— pienso que existe solo de acuerdo a un masivo fraude de ley, un anacronismo contrario a Derecho. Por no hablar de las fechas y formas en las que se redactó y aprobó el actual Concordato. Personalmente: trabajaré para que dicho pacto internacional sea denunciado y suspendido, cuanto antes.

Aunque es más importante hablar de ideas que de candidatos ¿Tiene una preferencia de candidato para el 38 Congreso del PSOE? 

Es necesario apostar por un escenario de renovación. Hay que abrir los núcleos de decisión a la militancia-de-a-pié, y aún más: es preciso abrir el partido a la sociedad, de lo contrario, se enrarece la identidad y el propósito mismo con el que se fundó el PSOE, y podríamos terminar siendo una organización ensimismada, cooptada y alejada del cumplimiento real de los fines declarados. Además: hemos de ser conscientes de la época en la que vivimos. Me consta que Pablo Iglesias hizo uso de todos los medios tecnológicos puestos a su alcance en aquel momento, y eso me lleva a pensar que hoy haría lo mismo, pero con los medios de los que ahora disponemos: las tecnologías de la información y la comunicación (sin descuidar la cercanía física y la proximidad a los centros de trabajo, como se hacía antaño —y como nunca debió dejar de hacerse—). Reconozco con orgullo mi especial afecto a la pre-candidatura que encabeza Carme Chacón, pero he de confesar que tampoco me importaría que ganaran Antonio Quero, Alfredo Pérez Rubalcaba o cualquier otra u otro militante. De lo que se trata es de unir nuestras fuerzas para convertir España en la mejor versión de sí misma. Los nombres son algo secundario. Importa el bienestar de la ciudadanía... reducir las injusticias y preocupaciones que atenazan a toda la sociedad y que se ciernen de un modo especialmente virulento sobre los estratos sociales más desfavorecidos.

En el ámbito más ideológico ¿Qué debe cambiar el PSOE? ¿Cuáles considera que deben ser los referentes ideológicos  del PSOE actualmente? 

En el PSOE debemos acercarnos más al suelo, de lo contrario, el suelo se nos acercará a toda prisa. Debemos procurar una mayor independencia estratégica del partido respecto de poderes fácticos ajenos a él y que pueden condicionarle de un modo ilegítimo, en especial: debemos librarnos del influjo de las corporaciones empresariales que aglutinan medios de comunicación, nuestra relación con la prensa debe ser honesta y transparente, lo mismo que con la ciudadanía a la que servimos. Es preciso reducir el poder de los 'ejecutivos' desideologizados que lo mismo podrían 'trabajar' en esta o en cualquier otra 'empresa'. Hemos de hacer más por la libertad de expresión, interna y externa. Hemos de aprender de los partidos de países que nos llevan años de ventaja, y por encima de todo: hemos de ser fieles a nuestros principios, sin caer en el extremismo sectario. En fin... demasiados tabúes. Pero no debemos rendirnos, porque allí donde algo no va bien, hay una oportunidad para mejorar.

En  la lucha contra la crisis ¿Ve referentes ahora mismo en Europa? ¿Y en otras partes del mundo? 

El conocimiento se encuentra en todas partes, pero no debemos olvidar que cada cual mira por su propia casa y que España es España y otros países son otros países. No se puede pretender importar 'tal cual' decisiones y propuestas políticas nacidas en y para contextos sociales, económicos, políticos e históricos distintos de los de España. Hay que mirar al exterior, debemos comparar, pero debe ser una mirada crítica, consciente de nuestra propia situación y sin dar bandazos. Un país es una nave muy pesada, gobernar su timón exige temple, cautela, responsabilidad y prudencia. Cada pequeña mala decisión implica mucho sufrimiento para muchas personas inocentes. Ojalá pudiera tomar, sin más, el laicismo de Francia, la separación de poderes Inglesa, la eficacia judicial islandesa o la organización federal alemana... pero en la vida real, las cosas no son así. Nuestra primera obligación es no olvidar jamás, ni por un instante, el sufrimiento de las personas más desfavorecidas, porque esa es la brújula del PSOE.

¿Qué opinión le merece el “alto el fuego de ETA”?

Solo tengo palabras de reconocimiento y gratitud hacia todas las personas que de un modo u otro han aportado su talento, firmeza, valentía, arrojo e imaginación, para conseguir el actual estado de cosas. Empezando por las víctimas y sus familias, y siguiendo por los miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, la Judicatura, el Legislativo, la clase política en pleno —sin distinciones alguna —, y en especial: la trayectoria de los Ejecutivos que han culminado esta última fase desde los gobiernos de José Luis Rodríguez Zapatero, Patxi López, Alfredo Pérez Rubalcaba, Antonio Camacho Vizcaíno, José Antonio Alonso y Rodolfo Ares. Confío en que desde el Gobierno del Partido Popular, encabezado por Mariano Rajoy y con ayuda de su ministro Jorge Fernández Díaz, la situación se consolide y avance hacia una paz justa, estable y definitiva. Es mi mayor deseo.

¿Cree que es definitivo? ¿Qué se le debe exigir ahora a la banda terrorista? 

Mi deseo y el de inmensa mayoría de la ciudadanía española es que la etapa del miedo desaparezca cuanto antes de nuestras vidas. A Euskati Ta Askatasuna y a cualquier otra organización terrorista solo se le puede exigir que se disuelva cuanto antes y para siempre. No es un actor político legítimo, nunca lo fue. Una proporción cuasi unánime de su pretendida representada (la sociedad vasca) siempre sintió rechazo y vergüenza hacia sus métodos violentos. La consecución del bien no puede lograrse a través del mal. La sociedad vasca —como cualquier otra sociedad, en democracia— puede hacer uso de vías pacíficas para encauzar cualquier propuesta política, sea la que fuere, a partir de ahí: la voluntad del pueblo es quien tiene la última palabra, pero siempre sin armas, sin miedo, ni presiones o amenazas de ningún tipo. Allí donde habita el miedo, no hay lugar para la libertad.
Share on Google Plus

About MIGUEL

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios :

Publicar un comentario