Bono y Aberasturi proponen reformar el parlamentarismo


"Es lamentable que se interrumpa o se ningunee al que habla en el Congreso"

José Bono
Expresidente del Congreso

En su libro Les voy a contar, José Bono dice que ha "tenido la suerte" de que sus "mayores" le hayan "facilitado o, al menos, no me han condenado por tener criterio y expresarlo". Ayer, el expresidente del Congreso volvió a demostrar su autonomía con respecto a cualquier orden establecido y planteó sus propuestas de cambio y los errores del parlamentarismo actual. Bono acudió a una mesa redonda en el Parlamento de Navarra junto al prestigioso periodista Andrés Aberasturi y el vocal de Ciencias Morales y Políticas del Ateneo Navarro (organizador de las jornadas), José Luis Arrondo. Diario La Cámara estuvo con ellos analizando, entre otras cosas, el reciente debate del estado de la nación.

José Bono mantiene que, por desgracia, "el Congreso es el único local de Madrid donde, algunas tardes, no se escucha a quien habla". Una frase más que justificada cuando ayer vimos como, previamente al turno Duran i Lleida en el debate del estado de la nación, muchos diputados abandonaban el hemiciclo como si lo que fueran a decir el resto de los grupos políticos no les interesara, una crítica compartida también por Aberasturi. Además, Bono lamenta que en numerosas ocasiones se "interrumpa, se distraiga o, incluso, se ningunee al que habla", así como la triste imagen del presidente del Congreso, que tiene que estar todo el día "pidiendo silencio".

Se cumplen 200 años de parlamentarismo desde la primera sesión de las Cortes de Cádiz pero, como indica el propio José Bono, con "distracciones importantes". Sin embargo, a pesar de su firme defensa de la política como verdadera posibilidad de evitar modelos totalitarios, Bono reconoce errores en el sistema actual. "En estos momentos, en los partidos políticos es más importante estar unido al que hace las listas que a los votantes para poder ser diputado, por lo tanto, cuando salen elegidos se acaban debiendo más a esa persona que les ha colocado en la lista que a los ciudadanos", asegura el expresidente de Castilla-La Mancha. A lo que añade que la "autonomía del político está muy en cuestión" y que el hecho de incrementar esta autonomía es "condición necesaria para que aumente el valor de la política". "La labor romántica del parlamentarismo de persuasión en la que un representante podía cambiar de idea ya no existe, pero el mayor problema es que también está en crisis la función de nombrar gobiernos y de hacer leyes", insiste Bono. Todo ello, según comenta, por culpa del modo de elegir a nuestros representantes.


"Si la democracia es ir a votar cada cuatro años, yo me retiro"

Andrés Aberasturi
Periodista

Además, prosigue, "no habrá mejoría en esta grave dolencia mientras no se derogue la Ley Electoral". En este sentido plantea algunas alternativas como una mezcla entre el modelo británico, que elige los representantes por distritos en los que tienen que conocer a "cada uno de los ciudadanos" para obtener votos, y la forma indirecta de representación, ya que el actual modelo fue "útil para hacer los partidos en la transición, pero ahora hay que cambiarlo". Bono explica que "los que luchamos contra el franquismo cabíamos en la plaza de Oriente y sobraba plaza", por lo que era importante una ley para que se fueran formando las fuerzas políticas tras la dictadura. Por su parte, no defiende un sistema de listas abiertas que, "como se puede ver en las elecciones al Senado, no sirve para nada, porque se sigue votando en orden". Preguntado acerca de la autonomía del parlamentario a la hora de votar leyes como la del aborto, José Bono respondió, muy acertadamente, que él votó la nueva ley porque "el aborto no es un derecho sino un fracaso" pero debido a los supuestos de la nueva legislación "se iban a evitar mayor número de abortos", como está sucediendo hasta ahora. De este forma dejó claro que a pesar de existir discrepancias a la hora de defender una medida, en su caso votó igual que su grupo aunque fuera por una razón diferente al resto.

Aunque el expresidente manchego es partidario de "limitar el poder de los partidos políticos" porque son "muchos los diputados que se dan cuenta de que esto no funciona", también defiende que gracias al Parlamento se pueden cambiar las cosas, como por ejemplo ocurrió en el caso de la reciente Iniciativa Legislativa Popular admitida a trámite contra los desahucios. Por su parte, Andrés Aberasturi discrepa con Bono en algunos temas fundamentales como la existencia del Senado, que para el periodistas es "el hazmereír de este país. Todos los que gobiernan aseguran que lo van a cambiar pero no lo hacen". Asimismo, Aberasturi se pregunta "¿qué defiende hoy en día una figura como el Defensor del pueblo?" y critica que "la democracia sea ir a votar cada cuatro años", ya que "si es así, yo me retiro". En definitiva, el periodista defiende un mayor poder del ciudadano pero en el contexto actual no sabe "cómo eso se puede llevar a cabo".
Share on Google Plus

About Diario La Camara

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios :

Publicar un comentario