Querejeta. España en las vanguardias europeas


Una de las películas que más me ha marcado del cine español es La caza, dirigida por Carlos Saura y producida por el fallecido hoy Elias Querejeta. La caza es una historia de odio y violencia, una representación extraordinaria del abismo psicológico en el que puede precipitarse una persona, y un acertado mensaje acerca de que un hombre frustrado y armado es peligroso. En la portada de la edición de DVD de Fausto de Sokurov se lee "Las personas infelices son peligrosas", una frase que podría haber aparecido sin ningún problema en la obra de Saura.

La película, que obtuvo el Oso de plata en el Festival de Berlín, fue considerada como la aportación española a las vanguardias cinematográfica europeas, como la Nouvelle Vague o el Free cinema. Además influyó decisivamente en la obra de Sam Peckinpah (Perros de paja) y permitió, a pesar de la censura franquista, que España no se quedara atrás en movimientos de reacción artística como el Nuevo cine alemán. Ésto solo fue posible gracias a que, además de que un creador como Saura apostara por el proyecto, un productor, Querejeta, decidiera que era necesario estudiar al caos interno de los hombres en una época que se movía entre dictaduras, vanguardias y posmodernismo. 
Share on Google Plus

About Diario La Camara

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios :

Publicar un comentario