ESPECIAL: 30 años sin Luis Buñuel


Referente de lo que podríamos denominar el neorrealismo surrealista, Luis Buñuel fue uno de los creadores con mayor acierto para mostrar a la sociedad, sus puntos positivos y negativos. Nunca generalizando, sino haciendo partícipe al espectador para que analizase su propio pensamiento. Hoy se cumplen 30 años de su fallecimiento y en Diario La Cámara hemos querido hacer un pequeño repaso por parte de su filmografía.

Para muchos, 'Los olvidados' es su obra maestra
Una de las mejores obras de Buñuel, la primera que vi del genio, fue La vía lactea. Rodada en Francia, la obra plantea un viaje fascinante de dos curiosos peregrinos por las sombras y las luces del catolicismo. Sin defender una única tesis, Buñuel consiguió que tanto creyentes como no creyentes consideraran que esta película les ayudaba a reflexionar sobre su fe o sobre la falta de ella. Sin embargo, la obra que mejor define ese neorrealismo surrealista del que hablábamos antes es Los olvidados. Como dato relevante hay que señalar que esta obra es una de las cuatro obras audiovisuales que ha sido nombrada Memoria del Mundo por la Unesco, junto a  Metrópolis, de Fritz Lang; las películas de los hermanos Lumière; y El Mago de Oz, de Victor Fleming. 

'Belle de jour', compleja y oscura
Como la definió André Bazin, Los olvidados es puro "cine de crueldad", pero no en un sentido negativo sino en su forma más humana.  Es decir, una persona no debe ser buena o mala por las convenciones sociales, no existe un perfil universal para definir a nadie. La bondad y la maldad nacen y crecen en cada uno de forma independiente a sus carencias. Por eso, al igual que en el caso de Viridiana, Buñuel habló de pobres malvados, discapacitados egoístas y menores violentos. Todos ellos convergen en una sociedad sin conciencia, sin igualdad, en la que ricos y pobres no se mezclan, en la que la falta de cariño puede convertir a un niño en un monstruo.

Y de la mirada más social a la más perturbadora de Buñuel. Hay dos filmes claves en su filmografía que profundizan en lo más oscuro del ser humana, en aquello que los hombres se niegan a aceptar de si mismos. Hablamos, claro está, de Él  Belle de jour, dos verdaderas joyas de la psicología humana. Buñuel estudia y conoce al ser humano, y por eso sabe que nadie está a salvo de esa parte de la mente que continuamente se pretende ocultar. Desde Un perro andaluz, el realizador español quiso que la sociedad pensase y, para ello, era necesario que se rechazaran los dogmas que le impedían desarrollarse.
Share on Google Plus

About Diario La Camara

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios :

Publicar un comentario