Críticas y premios: Último día del Festival de Cine de Pamplona


Tras una intensa semana de muestra, el Festival de Cine de Pamplona cerró sus puertas el pasado vienes. Como ya les anunciamos ayer en el análisis de Amour (última película proyectada en la sección AcceFest), hoy toca publicar las críticas de los cortometrajes del viernes. Asimismo, también pueden consultar en esta misma crónica las obras premiadas en esta edición. A todo esto se sumará la reseña de Hibernation, de Jon Mikel Caballero, que se podrá leer en una noticia independiente.

ALTERNATIF NACIONAL ÚLTIMO DÍA

Terminamos como empezamos, con una distopía moderna. Si el primer día veíamos los peligros de un 1984 actual en Krise, de Juan Ayanz, el pasado viernes tuvimos de nuevo un buen ejemplo de deshumanización con la inquietante Horizonte, de Aitor Uribarri. Al igual que sucedía en la magistral The Descent, de Neil Marshall, en la historia de Uribarri los monstruos internos de cada persona superan a la criatura antropófaga más repulsiva. El filme nos cuenta el viaje de una madre y su hija por inhóspitos caminos plagados de seres violentos y agresivos que un día fueron personas. Sin embargo, Horizonte no tiene tanto la intención de convertirse en una película de aventuras como en una representación del instinto de supervivencia en su máxima expresión, al que se le suman la animalización de algunos de los protagonistas, creíbles y desgarradoras interpretaciones de Ana Fernández, Manuel Morón y Claudia Vega, y el desarrollo del sentimiento de venganza en un futuro sin ley.


Asunción Balaguer nos regaló en el último día del festival una de esas sonrisas, un tanto amargas, pero maravillosas y enternecedoras en Ojos que no ven. Dirigido por Natalia Mateo, el cortometraje es una crítica comedia de enredo como las escritas por Francis Veber, con un punto dramático mayor que aquellas, y que describe sin paños calientes como la hipocresía puede reinar incluso dentro del seno familiar. En el orden de proyección le siguió Intercambios, de Nacho Solana, que a pesar de durar únicamente un minuto permitió que las carcajadas en los espectadores se prolongaran durante toda la tarde. Pero la verdadera obra maestra de la tarde y, junto a Walkie Talkie y Hotel, del Festival de este año fue El otro, de Jorge Dorado. Con una trama que intencionalmente se plantea en un primer momento como deslavazada y un soberbio protagonista llamado Hovik Keuchkerian, El otro profundiza en lo que más miedo puede dar a cualquier persona, no tener control sobre sí mismo.  Keuchkerian luchando contra su bipolaridad homicida no tiene nada que envidiar a Jack Nicholson evitando convertirse en licántropo en Lobo, de Mike Nichols.

Mucha ironía y algo de gore son los ingredientes de División azul, de Sergi Martí. La película cuenta una divertida lucha a muerte de dos soldados del mismo bando en la que las artimañas más sucias están al servicio de un único fin: el orgullo. En la línea cómica de cortometrajes como Seguridad laboral, División azul comienza como un filme histórico sobre la última batalla de Hitler para convertirse después en una parodia de los vicios de esas personas que parece que se han quedado a la mitad en el proceso evolutivo. 


Por su parte, el ganador del Premio del Público Alternatif, Huir, de Silvestre García, es una verdadera delicia de cortometraje. Además de contar con un guión realmente divertido, la obra destaca por unos personajes muy bien construidos. Sin duda, el premio del filme de García es más que merecido, ya que ha demostrado que es capaz de contar una comedia inteligente y esperanzadora que, sin ser una muestra de realismo, consigue que nos sintamos identificados de alguna forma con esa ilusión llamada huir. 

El corto encargado de cerrar la última proyección de Alternatif fue Primerísimo primer plano genital, de David Planell, una comedia honesta y sin tabús. El espíritu liberal del filme, así como el buena trabajo del diálogo principal entre los protagonistas, son los puntos fuertes sobre los que se sostienen los 12 minutos en los que una pareja de desconocidos decide qué hacer tras despertarse juntos en una cama.

PREMIOS XIV FESTIVAL DE CINE DE PAMPLONA

El primero de los galardones, el Premio Educactif Sensibilización, concedido al mejor cortometraje o documental realizado por una ONG que ha desarrollado una labor de sensibilización entre jóvenes estudiantes, correspondió al documental Febrero, el miedo de los galgos, realizado por Irene Blanquez con la colaboración del colectivo SOS Galgos. Por su parte, el jurado entregó el Premio Cortico a Otra Cosa de Laura Molpeceres mientras que el voto del público en esta misma categoría recayó en Bankpiros, de Jokin Ezpeleta.

Dentro de la sección Alternatif dedicada a los cortometrajes nacionales, los espectadores otorgaron el Premio del Público Alternatif al cortometraje Huir, de Silvestre García y el Premio al Mejor Cortometraje Navarro en dicha categoría fue, según el jurado, para Martina, de Urko Mauduit, por "acercarse a partir de la animación al cuento infantil y aportar originalidad y frescura en la narración". Asimismo, el jurado decidió conceder el Premio Alternatif a la Mejor Interpretación Femenina a Sonia Almarcha por la fuerza de su actuación en el cortometraje Koala, del director Daniel Remón, que aporta carácter y solidez al guión, y el Premio Alternatif a la Mejor Interpretación Masculina a Hovik Keuchkerian por El otro, del director Jorge Dorado.

El Gran Premio Alternatif fue para Hotel, de José Luis Alemán, por, según explicó el jurado, "tratarse de una historia redonda, con una producción y puesta en escena compleja y una historia que mantiene el ritmo y la expectación hasta el último frame". Death of a shadow, del belga Tom Von Avermaet, y el Shame and glasses, de Alessando Riconda, obtuvieron los premios internacionales del jurado y público, respectivamente.

OTRAS PROPUESTAS DE LA ÚLTIMA JORNADA

Además de los cortometrajes y Amour, de Michale Haneke, en la última jornada del Festival de Cine de Pamplona también se pudo ver Kuchu (Call me Kuchu), de Malika, Zouhali-Worrall y Katherine Fairfax Wright, y los corticos La Caja, de Miguel Ángel Luque; Réquiem, de Rubén Gómez Delgado; Masap, de Eduardo Portal y Nacho Hernández; Cuarenta días de mayo, de Mikel Alvira; La Mosca, de Andoni Garrido, y Otra cosa, de Laura Molpeceres. 
Share on Google Plus

About Diario La Camara

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios :

Publicar un comentario